Jon McNaughton y el Arte de pintar la Verdad

Escuché alguna vez que el verdadero valor del arte radica en si lo que expresa es cierto o falso, más que en que sea de agrado o disgusto. En ese sentido, el artista que se precie de serlo, y más si es cristiano, tiene un compromiso con la Verdad. Ha de conocerla para expresarla a su manera tratando se ser fiel a ella y no solamente buscar agradar al público.

Menciono esto porque encontre en Facebook una noticia, con motivo de la muerte de Osaba bin Laden, sobre una pintura publicada en 2007. En ella se aprecia una escena ficticia de Jesucristo envuelto en una toalla y lavando los pies (Aludiendo al pasaje de Juan 13) a algunas personalidades importantes de este mundo mientras aguardan sentadas su turno; entre ellas George Bush, Tony Blair y el mismo Osama (al centro de todos, por cierto). Con ello seguramente el iluso pintor quiso expresar un rostro conciliador de la fe cristiana, mostrando a Jesús humillado lavando los pies de los “poderosos” de este mundo tratando de darles una lección.

Pueden ver la polémica pintura aquí.

Lo falso de esta expresión radica en pretender mostrar a un Jesús humillado ante los poderosos gobernantes como su sirviente mientras ellos parecen inmutables ante tal acto, y hasta pareciera que lo esperan así. El pasaje de Juan enseña cómo Jesús quiso confirmar a sus discipulos, con este lavado de pies, que ya estaban limpios por la Palabra que Él les había hablado, y que así como Él les había servido, debían servir a sus hermanos, algo que dista mucho de ser lo que el pintor del cuadro en cuestión pretender hacer ver. Más bien estos gobernantes deberían aparecer postrados ante el Rey del universo, como ocurrirá algún día en verdad. Pensando en esto expresé en FB mi queja por no haber artistas cristianos que reflejen la verdad en lo que expresan con su talento, algo así como los gobernantes postrados ante Jesús. Para mi asombro, mi queja tuvo eco y el pastor Donald Herrera, de Costa Rica, amigo especial, me respondió con el link de la página de FB de un talentoso y dotado artista cristiano llamado Jon McNaughton. Las pinturas no sólo son impresionantes y hermosas, sino que están saturadas de verdades bíblicas y teológicas. Admirarlas, es recibir una clase de biblia/teología por medio de la combinación de los colores.

Mi reclamo de una pintura mostrando a algunos “poderosos” compungidos ante Jesús ya había sido contestado también. Este es el botón de muestra (fíjense en los rostros de la multitud, quizá encuentren a alguien familiar):

Y este el link de uno de los álbunes de este talentoso predicador cuyo micrófono es un pincel y sus palabras trazos de hermosos colores: http://goo.gl/7kQGn

Que lo disfruten.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: